domingo, 26 de septiembre de 2010

EL ESPACIO NEGATIVO

Este curso 2010 me voy a dedicar al bachillerato artístico en Alcalá de Henares.No niego que me apetece mucho esta nueva aventura, pero todos estos años de rodaje de plástica en la ESO me han enseñado muchas cosas. Y he conocido a gente maravillosa, tanto alumnos como compañeros. Mucha suerte a todos y muchas gracias por todo.

El espacio negativo que titula este post es un descubrimiento antiguo, pero se utilizaba de forma intuitiva hasta el siglo XIX. Consiste en dibujar una o varias figuras prestando atención tanto a su contorno, como a los huecos que su trazado configura sobre el fondo.

Es en oriente , especialmente en Japón, donde se desarrolló este concepto , dándole una importancia excepcional. La configuración de los intervalos, o de los "silencios" ,en la imagen , en este caso los espacios negativos, sustentaban una obra tanto como las figuras.
Veamos el caso paradigmático:

La ola de Hokusai. Estudiada como modelo de perfecta síntesis, estructura y composición, todavía esconde secretos¿Reconocéis una ola en el espacio que hay alrededor de la ola marina?.El espacio negativo es simétrico del positivo, a la manera de Escher.
La composición del dibujo de estos bambúes prima de tal manera la estructura recortada sobre el fondo que funciona perfectamente en cualquiera de las cuatro posiciones.

Ya comentamos en otro post la importancia que tuvo la llegada de las estampas japonesas a occidente, y lo que influyó en muchos pintores: temas, composición, y dibujo.
La pintura occidental se había concentrado en representar el espacio, de manera que el fondo no se percibía como algo plano, sino como un juego ilusionista: perspectiva cónica y aérea.
A partir de la llegada de imágenes de arte japonés, los pintores se atrevieron a prescindir de estos fondos para volver a los tonos planos, y a prestar atención conscientemente al espacio negativo.





En el cuadro de Van Gogh, "la rama de almendro", se sintetiza la forma de componer el espacio de oriente, con la tradición volumétrica de occidente.

Nuestro primer ejercicio ha sido un modelo en dos dimensiones. Esta fotografía de Mappelthorpe.

Se pretendía que , al tiempo que se trabajaba el contorno de la rama, aprendiéramos a fijarnos también en la referencia que supone el espacio en hueco. Normalmente, tendemos a olvidar su importancia. Lo que pretendemos representar llena toda nuestra atención, es la figura, lo demás es el fondo. Pero el fondo forma planos , que a menudo se asemejan a figuras geométricas. Y es muy sencillo copiar una figura geométrica, mucho más que una forma orgánica.

Parece que Razvan Dan lo ha entendido perfectamente. Y su dibujo funciona.

Trabajamos de la siguiente manera. El modelo se situaba cabeza , para fomentar la desarrollar y comprobar la visión espacial con el lado derecho del cerebro.
La figura se abstrae de referencias reales para centrarse en formas, ángulos, distancias y espacios. Los mejores resultados de este ejercicio son los de estos cuatro chicos, pero me ha costado elegir.

Sergio Carreño

Rubén Delgado


y Paula del Prado, que ha resaltado con linea gruesa el contorno.

Espero que este sea el primero de muchos post dedicados a sus progresos y que no dejen de sorprendernos .

1 comentario:

jotav dijo...

Parece que un curso más pinta bien, ya sabes la historia de una fustración.